Resped de Rubén García García

Sendero

Se dijo lista la sierpe. Después de tomar baños de sol y cambiarse de piel, se miro al espejo para comprobar el filo de su lengua.

Tomó un Taxi y dijo: A los estudios de televisión.

—Seguro es usted la conductora.

—¿Cómo lo supo?

—Por su reflejo.

—¿Mi reflejo?

—Sí, para todo saca la lengua. Nadie como usted para dar esas noticias que nos hipnotizan.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s