El título celestial de Rubén García García

Sendero

Recibió telegrama, de color azul cielo y con tinta dorada. “Sabemos que es escritor, que ha ganado premios con sus novelas y minificciones la crítica ha sido justa con su prosa. Le pido que a las diez de la mañana entre X y Y esté a las 6 de la mañana. Le aclaro que debe de estar inmóvil. A esa hora y en ese lugar será “cagado por Dios” por supuesto que sabe que la firma de él le da cientos de prerrogativas. Popularidad, casi idolatría y cosas menores de las redes sociales, puede recibir aplausos de escritores menores. y el señor no lo amonestará si usted no responde dando las gracias. A un cagado de Dios se le permiten esas minucias y muchas más.

Atte: San Pedro

Por qué Dios permite cagarse en Dios? | Sepa usted | EL PAÍS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s