El paraíso

De Rubén García García

tu cabello

caía lacio,

y tu frente

esparcía bengalas.

Era un pez

en tu fluidez.

Fuimos,

gacela, felino,

Santos recuerdos;

es mi paraíso

del cual nadie puede expulsarme.            

El día se ha ido.

Quedó el almizcle

de tus manos

recorriendo mi espalda.

los besos

son pasos que se alejan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s