La carretilla roja de William Carlos Williams

William Carlos Williams fue un escritor estadounidense vinculado al modernismo y al imagismo. Es especialmente conocido por su obra poética. Además de ejercer como médico y de escribir dramas y prosa variada, Williams es uno de los poetas modernistas más innovadores y admirados. Wikipedia

Se conoce como movimiento imagista a una corriente poética, inserta en el modernismo, que tuvo una corta vida pero una gran influencia recíproca con los «ismos» artísticos y estéticos de su época: el vorticismo, el impresionismo, el expresionismo, el cubismo, el objetivismo o el surrealismo, por nombrar algunos.

Aunque los poemas imagistas empiezan a aparecer a principios del siglo XX, el movimiento fue fundado oficialmente por Ezra Pound, en marzo de 1913, con la publicación de un libro de poemas entre los que aparece su In the Station of the Metro, junto con otros poemas imagistas y el manifiesto fundacional de esa corriente literaria.

Sin embargo, si tuviera que elegir un poema imagista, sin duda les diría que mi favorito sería éste:

so much depends / tantas cosas
upon / dependen de
a red wheel / una carretilla
barrow / roja
glazed with rain / lustrosa por el agua
water / de la lluvia
beside the white / junto a los pollos
chickens. / blancos.

Estos sencillos versos corresponden a uno de los poemas más conocidos del poeta norteamericano William Carlos Williams (1883-1963): The Red Wheelbarrow (La carretilla roja). Williams es considerado uno de los mejores poetas en lengua inglesa del siglo XX. Este poema de dieciséis palabras, publicado en 1923, fue recibido como un manifiesto del modernismo norteamericano y ha inspirado innumerables debates sobre su significado.

No cabe duda de que Williams, al escribir el poema, estaba intentando ser provocador. De hecho, muchos lectores se han sentido molestos y frustrados con su lectura, por considerarlo no ya una obra maestra de la literatura en lengua inglesa, sino un poema perezoso e infantil. Nada más lejos de la realidad. El poema es una pieza literaria altamente sofisticada, en la que se aprecia la influencia del dadaísmo, especialmente de Marcel Duchamp, que podía crear una obra de arte utilizando objetos tan cotidianos como un urinario o una rueda de bicicleta (sus célebres «ready-mades»).

En efecto, Williams era capaz de crear una obra de arte con sólo dieciséis palabras y, al igual que Duchamp, con los objetos más cotidianos que uno pueda imaginar: una carretilla roja y unos pollos blancos, cuyos colores contrastan de la misma forma con que lo hace la inmovilidad del artilugio con el movimiento que se supone a los animales.

Guadañazos para la BeLLA ViLLA: La carretilla roja por William ...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s