Sorprendido y estupefacto son relacionados siempre con una reacción ante algo novedoso, pero no tienen el mismo significado. Uno tiene más valor que el otro.
Sorprendido: La sorpresa es un breve estado emocional como resultado de un estado inesperado. Este estado puede ser neutral (agradable o desagradable).
Ejemplo: El profesor quedó sorprendido ante la habilidad de sus alumnos para desarrollar operaciones matemáticas.
Estupefacto: Es quedar atónito o pasmado ante una noticia. Coloquialmente, es quedar paralizado ante un hecho
Ejemplo: Miles de argentinos quedaron estupefactos ante la eliminación de su selección del Mundial de Fútbol.

Tomado del fb