La tarde fría;
el gato perezoso
descansa y duerme